lunes, 6 de julio de 2015

EL ASESINO DEL AJEDREZ; MERCEDES GALLEGO.


Hace tiempo que tenía mi nuevo blog olvidado. También es cierto que desde que nació no había reseñado ningún libro. Sí poesía, cine, arte, crítica social... pero nada de libros.
Digo yo, que siendo escritor, eso es un delito. 
Hoy inauguro la sección de literatura con: 



Hace tiempo que la leí, pero es un libro que no se olvida fácilmente. Sobre todo por tres elementos cruciales.
1) El perfil de los personajes.
2)El ingenio de la trama, a través de un juego tan estratégico como el ajedrez.
3)La transición de la Policía Nacional a los Mossos d´Escuadra.

La historia avanza como una máquina bien engrasada. Buen ritmo, cercano y sin aspavientos literarios. Los personajes crecen y se dibujan de manera impecable. Las emociones, las heridas y los infiernos de cada uno aparecen progresivamente. La autora tiene el talento de mostrar todo eso con un estilo cotidiano, reconocible, sin llegar al dramatismo. 
El misterio, que nace de saber quién es el asesino, logra convertirse en otro punto fuerte. Sin tener un amplio abanico de sospechosos, la autora logra equilibrar el suspense con la crítica social y la vida privada del personaje principal... y otros no tan principales, pero de gran peso en el argumento.
Cargada de cinismo e ironía, "El asesino del Ajedrez" lleva más sentimiento del que parece. Sin embargo, la escritora se empeña en esconderlo jugando con la ambigüedad del amor y la soledad en un ejercicio verbal magistral que debe leerse entre lineas.
Es un libro que se lee en un suspiro y que sin embargo te corta el aire en más de un ocasión. 
Un libro que te hace reflexionar sobre cómo fue de dura la lucha de la mujer en el mundo laboral (Si cabe, en la policía más difícil).
Un libro interesante por su mecanismo laberíntico y original.
En el "El asesino del ajedrez" hay polis, malos, emociones y muchas cosas más que no desvelaré. 
Pero sin duda, lo que sí diré, es que es una excelente novela de una escritora que tiene un enorme talento.